Los padres del CAU

“El éxito de vuestro hijo en el deporte no indica qué tipo de padre sois. 
Pero tener un niño que sea capaz, respetuoso, un gran compañero, mentalmente fuerte y que intente lo mejor de sí mismo es un reflejo directo de vuestra forma de criarlos.”

Todavía sigue existiendo la leyenda de que el rugby es un deporte violento, pero muchos de los padres que pensaban eso han cambiado su opinión y ahora disfrutan con los valores de este deporte y sobre todo del ‘Tercer Tiempo’ con sus hijos y demás padres.

Nuestros padres y madres, también denominados PAPAS CAU, son un grupo muy unido que participan activamente de las actividades del club. Hemos de decir que estamos muy orgullosos de ellos y han sido y serán una parte importante de esta escuela.

Tanto en este deporte como en nuestros PAPAS CAU enseñamos a nuestros hijos a respetar al contrario, al árbitro, a sus compañeros y así mismos desde el ejemplo. Nuestros padres animan, no insultan y aplauden tanto las jugadas de nuestro equipo como las del contrario, solo de esta forma nuestros jugadores podrán asumir los valores del rugby y de la escuela.

Los días de entrenamiento los padres madres del club disponen de un monitor que les permitirá ponerse en forma mientras sus hijos practican.

El tercer tiempo

Es a una tradición del rugby por la cual luego de finalizado el encuentro, los contrincantes se encuentran para compartir una bebida y una comida como excusa para confraternizar y suavizar los resentimientos que pudieran haber surgido durante la confrontación. Se ha dicho que el tercer tiempo es tan o más importante que el juego mismo, porque en gran medida es allí donde los jugadores aprenden a controlar los sentimientos egoístas derivados de la confrontación física, para valorar al contrincante y concretar las relaciones de amistad y camaradería que permiten el hecho de practicar un deporte en común.

El tercer tiempo es parte del código de conducta que regula el comportamiento ético de todas las personas relacionadas con el rugby y nuestro grupo de padres se encarga de llevarlo a cabo junto con sus hijos.